Tuesday, December 31, 2013

Los socialistas sitúan tras el descenso de las sanciones por botellón la relajación municipal para controlar este fenómeno

El Ayuntamiento de Valencia tramitó 531 expedientes e interpuso 444 sanciones en 2012 frente a los 224 tramitados y las 111 sanciones de este año

La concejala del grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Valencia Pilar Calabuig ha situado hoy tras el descenso de las sanciones interpuestas por el consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública la “relajación municipal para controlar el fenómeno del botellón”.

En estos términos ha valorado la respuesta del pleno de diciembre ofrecida por el equipo de gobierno y en la que aseguran que el Ayuntamiento de Valencia tramitó 531 expedientes, interpuso 444 resoluciones sancionadoras y archivó por diferentes motivos 87.

Unas cifras que, según los datos municipales, descendieron en 2013 de manera que ha habido 224 expedientes tramitados, 111 resoluciones sancionadoras y otras 33 archivadas por revocación, caducidad y sobreseimiento. En opinión de la edil socialista, “estos datos demuestran que el PP mira hacia otro lado ante los graves problemas de convivencia que generara el fenómeno del botellón entre quienes participan en ellos y los vecinos y vecinas de las zonas donde se practica”.

A este respecto, ha denunciado que los controles de botellón que realiza la Policía Local son "ineficaces" porque, según asegura, los agentes no disponen de material suficiente, como botes para tomar de muestras, ni de un protocolo de actuación para llevarlos a cabo.

Además, ha recriminado al Partido Popular y a la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, que “no haya planteado ninguna alternativa” a este fenómeno social. “Barberá no tiene suficiente con más de mil seiscientos policías locales ni con una concejalía de juventud que firma acuerdos con marcas de bebidas alcohólicas”, ha aseverado. Igualmente, ha planteado que otro de los pilares sobre los que debe girar el debate sobre el botellón “no son las sanciones, sino el abandono de las políticas de juventud por parte del Ayuntamiento”.

Pilar Calabuig ha advertido de que el equipo de gobierno “incumple sus propios objetivos y abandona a los sectores más jóvenes de la población, olvidando cuáles son sus responsabilidades”. En cuanto a las cuestiones relacionadas con la seguridad, los ruidos y molestias a los vecinos y vecinas que pueden generar este tipo de eventos, ha lamentado el Ayuntamiento “no sea capaz de llegar a acuerdos o pactos para establecer normas de convivencia”. “Cuando surgen problemas abandona sus responsabilidades”, ha aseverado y ha asegurado que el Ayuntamiento es “incapaz de abordar de frente y con honestidad los problemas que genera Barberá”.



Cercador
Enllaços
Síguenos en TwitterSíguenos en Twitter
Socialistes ValenciansSocialistes Valencians
PSOEPSOE